Pendientes del hombre del tiempo

“Tiempo variable, en el que se alternarán nubes y claros con chubascos puntuales”.

Mariano Medina en el comic de Mortadelo y Filemón

Mariano Medina en el comic de Mortadelo y Filemón

Después de licenciarse en Ciencias Físico-Químicas, Mariano quiso dedicarse a la enseñanza secundaria. Pero no hubo suerte. Mientras miraba cabizbajo la lista de aprobados, apareció un desconocido, que lo animó a probar suerte con las oposiciones de Meteorología. Algo en su interior le llevó a seguir los consejos de aquel individuo del que nunca más tuvo noticias. Se presentó a las oposiciones y ganó el número uno. Tras aprobar, pasó a trabajar en el Aeropuerto de Barajas, hasta que en octubre de 1956, TVE solicitó al Servicio Meteorológico Nacional, un meteorólogo para ocuparse de la predicción diaria del tiempo en la televisión que comenzaba. Mariano aceptó el ofrecimiento y empezó a trabajar el 30 de octubre de aquel año. Al principio, no percibía ningún sueldo, más adelante empezó a cobrar una modesta cantidad, en concepto de “gastos de limpieza”. Trabajaba de lunes a sábado, y el domingo descansaba, por lo que, ese día, no había información del tiempo en televisión. Para tomarse las vacaciones estivales, tenía que buscar, él mismo, un sustituto.

Y así fue cómo, Mariano Medina, el hombre del tiempo, se coló en nuestros hogares para hablarnos de isobaras y anticiclones. Con aquella información, habitualmente a la hora de la cena, se hacía el silencio en los hogares. Primero fue con el programa “El Observatorio en su receptor”, luego con “Tiempo probable”. En TVE, no fue aceptada su propuesta de un título más informal como “El hombre del tiempo”. La SER, en cambio, recogió la idea, que Mariano registró como marca en el registro de la propiedad, para el programa “Cabalgata fin de semana”. Era una España gris, en la que la televisión estaba más próxima al BOE que al entretenimiento. Las emisiones empezaban al atardecer y duraban hasta las 12 de la noche, de manera que sólo había un telediario, a las nueve o nueve y media de la noche y una información diaria del tiempo. Todos (los cuarenta que tenían televisor en España), esperaban ese minuto y medio que les adelantaba el tiempo, como si de magia se tratara.

Los mapas de esos primeros tiempos, estaban dibujados en  una gran pizarra, en la que se encontraba silueteado el mapa de Europa. Él, trazaba con tiza las isobaras, marcaba los anticiclones, las borrascas, las temperaturas… Después pasó a utilizar mapas impresos en cartulina, editados por el Instituto Nacional de Meteorología, sobre los que dibujaba con lápiz blando o rotulador. Al principio, solo se veía en pantalla el brazo señalando el mapa, motivo por el que la gente lo denominaba el “brazo de Santa Teresa”. Progresivamente, la pantalla fue mostrando la figura de medio cuerpo, pero en pocas ocasiones lo vimos de cuerpo entero. De ello hicieron broma sus compañeros, que un día decidieron bajarle los pantalones durante la emisión. Mariano, mantuvo el tipo y los telespectadores ni se enteraron, siguieron tomando la sopa mientras oían, atentamente, el tiempo que les esperaba mañana.

Fueron 29 años de predicciones que hicieron de él, el símbolo de la información meteorológica, de ahí  que se lean frases publicitarias como: “el mariano medina en tu ppc de mano”, aludiendo a PocketWeather, una moderna herramienta destinada a la información meteorológica. Todavía hoy decimos “el hombre del tiempo”, para darle fuerza a nuestros comentarios. Herencia de esa época, es la fe ciega que tienen nuestros mayores en las predicciones de “la primera”.

La tecnología, ha traído nuevas fuentes de información meteorológica como WeatherMeteoalarm, una red europea de alertas meteorológicas, de gran utilidad para conocer lo que está pasando en tiempo real en el territorio europeo. La animación, el color y la tecnología, hacen que la información meteorológica sea cada vez más interactiva y pruebe con nuevas formas de comunicación como Sam, el primer hombre del tiempo virtual, creado por Activa Multimèdia, utilizando frases que se construyen automáticamente a partir de una base de datos, de frases que emplean los profesionales de los servicios audiovisuales de meteorología de Activa Multimèdia. Incluso la arquitectura, innova en modelos como la fachada de la Torre Dexia, uno de los mayores edificios de la capital belga, que cambia de color en función de la previsión meteorológica para el día siguiente.

Y es que la información del tiempo se ha convertido en imprescindible para la economía y el ocio. Cada vez se viaja más, pero como el tiempo libre es más escaso, es importante elegir bien los días. Las páginas Web de información turística incluyen siempre un apartado sobre este tipo de información que tanto influye en los destinos turísticos y en la compra de electrodomésticos. Cuando llegan las predicciones de subidas de temperaturas, la gente se lanza a comprar electrodomésticos, cuando hay amenazas de lluvias en una zona vacacional, los turistas cancelan sus reservas. Por eso, los hombres del tiempo a veces, tienen que aguantar las quejas de hoteleros que les llaman molestos por predicciones de lluvias que finalmente no se han cumplido. Cuando se aproxima la Semana Santa en Andalucía, devotos y empresarios turísticos miran al cielo, anhelando días de sol, porque la gente quiere saber si va a poder salir su paso. De ahí surge un personaje que Antonio Burgos ha denominado “tonto meteorológico”, que ante la amenaza de lluvias “comienza un curso acelerado de Mariano Medina […], le trae al pairo la pertinaz sequía, él lo único que quiere es “Só” mucho “Só”.

Si la información nos resulta insuficiente siempre podemos ampliarla con Gila que ya en los 60 añadía a las predicciones meteorológicas datos del tráfico, nuevos proyectos inmobiliarios y previsiones estadísticas sobre la afluencia de turistas en Levante y Andalucía, al tiempo que tenía la capacidad de enviar los anticiclones a los ingleses. ¿Se le puede pedir más a una pizarra?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: